Sono, empresa especializada en servicios audiovisuales, ha colaborado en la instalación de los equipos audiovisuales del renovado Museo de las Culturas del Vino de Cataluña, Vinseum, un espacio pensado para que los visitantes vivan y experimeten la cultura del vino y todo aquello que le rodea.

Después de dos años y medio de reconstrucción y restructuración, se ha reabierto al público en la antigua sede del Palacio Real de Vilafranca del Penedés (Barcelona)Vinseum, el Museo de las Culturas del Vino de Cataluña, un nuevo espacio reformado por el arquitecto Santiago Vives con una innovadora museografía diseñada por Dani Freixes que apela a los sentidos y las emociones que provoca el vino y no sólo a su historia y tradición.

Sono, en colaboración con Ara Tecnología, se ha encargado del suministro e instalación de un sistema de guías multimedia basadas en IPod Touch. Esta incluye 60 guías multimedia y multicargador. La flexibilidad que ofrecen los dispositivos touch permite poder hacer futuras mejoras en el software sobre los mismos dispositivos disponibles. Se ha utilizado como sistema de acceso a la información el mismo que en las audioguías clásicas: sistema de numeración. Esto permitirá acceder tanto a la información textual como locutada, video y otros tipos de contenidos multimedia.

El software se implementa, también, en Android e iOS, por lo que, los visitantes que dispongan de unidades Apple y Android, lo podrán descargar en sus dispositivos mediante la disponibilidad de un punto de acceso Wi-Fi, situado en el vestíbulo, con conexión a Internet. Los usuarios podrán conectarse a las tiendas de aplicaciones (App.Store y Google Play) desde carteles con códigos QR, que enlazan directamente con las páginas de descarga de la guía en las diferentes plataformas.

El museo contará con una oferta cultural diversa abierta a todos los públicos que, más allá de mostrar la evolución del vino al largo del tiempo, pondrá de manifiesto su estrecha relación con la cultura, la gastronomía, el pensamiento y las diferentes manifestaciones artísticas. De este modo, las colecciones de Vinseum se organizan en torno a un guión narrativo: el vínculo con la tierra y el pasado, el proceso de elaboración del vino, la comercialización, el impacto en la vida de la gente y los debates sobre el vino y la viña. Para cada apartado se ha escogido un concepto que funciona como hilo conductor de los contenidos expositivos: la despensa (introducción), el tirso (el bastón del dios Dionisio, por sus orígenes mitológicos), el clos (de la uva al vino), el muelle (los mercados del vino), el encuentro (las relaciones sociales) y la mesa (los consumos del vino). El resultado no es un museo de la ciencia del vino sino un museo que habla del vino como fenómeno cultural, social, histórico y también científico apelando a todos los recuerdos y experiencias que provoca en las personas y la sociedad.


¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre
Por • 22 Oct, 2012
• Sección: Display