Más de 650 píxeles de colores, iluminado por más de 16.000 LEDs componen la obra digital realizada por el artista Peter Hubson, denominada ‘Eye contact’ y ganadora del premio del centro de investigación Wellcome Trust. Una enorme pantalla LED que muestran unos ojos cerrados que se abren y parpadean en función del horario o cuando pasa un peatón o automóvil.

Peter Hubson Eye Contact

Los peatones y automovilistas que transitan por la céntrica calle londinense Euston Road quedan sorprendidos cuando unos gigantescos ojos que se muestran en dos pantallas LEDs parpadean, ‘miran’ y se abren cuando pasan por delante.

Esta artística obra digital, denominada ‘Eye contact’ y realizada por el artista Peter Hudson, recientemente graduado en la Camberwell College of Arts, ha ganado el premio del centro de investigación Wellcome Trust, que la ha instalado en su fachada. Como han señalado, “la propuesta de Peter Hubson con ‘Eye contact’ responde a nuestra creciente dependencia de las pantallas digitales para mediar contenido emocional y esta inspirada en su experiencia personal y en la motivación para involucrarse con la cultura contemporánea”.

Peter Hubson Eye Contact

Esta pantalla, compuesta por más 16.000 LEDs y 650 píxeles de colores, reproduce unos enormes ojos, que se abren durante el día y se cierran durante la noche, pero que parpadean y se mueven cuando un peatón o automóvil pasa por delante de la misma.

Como ha explicado el propio Hubson, “los ojos son un símbolo de la percepción y una característica humana, reconocible al instante, por lo que mediante la presentación de ellos a través de una pantalla de vídeo muy pixelada estoy desafiando el proceso generalmente fluido de reconocimiento. La pixelación deja suficiente detalle para que tanto los espectadores como los viajeros sean capaces de identificar los ojos de los participantes”.

Para la creación de los ojos, Hubson ha utilizado archivos reales de imágenes de los ojos de 68 voluntarios del personal que trabaja en el centro Wellcome Trust, mostrando la idiosincrasia de cada individuo, que puede reconocerse en la pantalla.


¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre ,
Por • 1 Ago, 2014
• Sección: Casos de estudio, Digital signage, Display