Para crear el escenario espectral que rodea a la muestra dedicada a los ‘Cazafantasmas’ se han utilizado cuatro pantallas V323-2 de 32 pulgadas, siete V423 de 42, una V463 de 46 y un proyector NP-P502H.

La utilización de tecnologías AV es una constante en las muestras que realiza el museo de cera Madame Tussauds de Nueva York. La última que ha puesto en marcha es la realizada para la exposición permanente ‘Ghostbusters’.

El objetivo era ir más allá de una simple exhibición con estatuas de cera. Se quería ofrecer una experiencia teatral que permitiera contar una historia y traer la mítica película a la vida. Nuestro reto era ayudarles a encontrar la tecnología adecuada para lograr ese objetivo”, explica Bryan Meszaros, CEO y fundador de OpenEye Global.

La solución se encontró en la tecnología de NEC Display Solutions. Para el proyecto se adquirieron cuatro pantallas V323-2 de 32 pulgadas, siete V423 de 42 pulgadas, una V463 de 46”y un proyector NP-P502H.

Utilizando el diseño realizado por la empresa MXW Studios, OpenEye Global creó los gráficos y efectos visuales para la exposición y trabajó con Sony Pictures para asegurar que las animaciones fueran fieles a la película, incluyendo la filmación de actores disfrazados delante de las pantallas para recrear personajes de la película. La firma Czinkota Estudios ha sido la encargada de crear la exposición física.

La exposición

La entrada a la experiencia’ Cazafantasmas’simula una estación de metro de Nueva York, con las paredes de azulejos y la señalización de las líneas G y B. A medida pasan por este pasillo una pantalla NEC de 46 pulgadas se activa con un vídeo de Al Roker, advirtiendo a los neoyorquinos que la ciudad es un caos de apariciones fantasmales.

La visita continúa hasta llegar a un vagó cuyas ventanas son en realidad tres pantallas NEC de 42 pulgadas que muestra una animación de un fantasma infeliz llamado Sparky, un preso demente ejecutado por electrocución. La animación se mueve a través de las tres pantallas, apareciendo y desapareciendo, amenazando a los visitantes, y produciendo el efecto de que está dando vueltas alrededor del vagón de metro.

A continuación, los visitantes llegan a una mansión encantada donde varios retratos cuelgan de las paredes. Y cuyos ojos les siguen a medida que avanzan por el pasillo. Unos retratos que, en realidad, son cuatro pantallas de 32 pulgadas y otras cuatro de 42. El pasillo termina en un retrato de Gertrude, cuya imagen parece humana hasta que se transforma en su forma sobrenatural y escupe ‘ectoplasma’(agua) gracias a la instalación de unos sensores de movimiento.

La última sala es la sede de los Cazafantasmas donde se exhiben los personajes de este film en forma de figuras de cera y, a la salida, un último espectro les despide volando a través de la niebla con su imagen proyectada sobre una pantalla con un proyector de NEC.

“Hay efectos que no son digitales, como chorros de aire frío que salen de las paredes, cemento transparente iluminado que parece brillar, mecedoras que se mueven por su cuenta, el humo, la música que viene hacia el visitante desde todos los ángulos. Un completo escenario que ofrece una experiencia sensorial de 360 grados” comenta Meszaros.


Be Sociable, Share!

¿Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre ,
Por • 29 Dic, 2016
• Sección: Casos de estudio, Display, Proyección

game of thrones slot review http://gameofthronesslotgame.com/