Este espacio de 250.000 metros cuadrados acoge exposiciones temporales que son mostradas de forma didáctica y participativa gracias a los soportes digitales que se han instalados, entre las que se encuentra una mesa interactiva que se utiliza en los talleres educativos del EduCarmenThyssen.

A primeros de año abrió sus puertas el museo Carmen Thyssen Andorra, un espacio de 250 metros cuadrados que acoge exposiciones temporales de entre once y doce meses e integrará entre 25 y 30 piezas.

Este centro, situado en la planta baja del antiguo hotel Valira, en Escaldes-Engordany, es el primer museo de la colección Carmen Thuyssen que se aloja fuera de las fronteras nacionales y en él se ha utilizado la tecnología de visualización para acercar las obras al visitante. Ha sido una apuesta de su director artístico, Guillermo Cervera, y de la ministra de Cultura, Juventud y Deportes de Andorra, Olga Gelabert.

Con objeto de hacer la exposición más didáctica y participativa se han instalado cuatro pantallas interactivas, unos soportes que permiten profundizar en cada obra con más información, ver las pinturas con mayor detalle y descubrir aspectos que de otra forma podrían pasar desapercibidos.

Entre estos dispositivos digitales se encuentra una mesa interactiva que puede regular la inclinación hasta colocarse en vertical y dispone de ruedas para desplazarse por los diferentes espacios del museo. Una solución idónea para utilizar en los talleres educativos del espacio EduCarmenThyssen.

Quien se ha ocupado de desarrollar la digitalización de la exposición ha sido la empresa catalana Digalix Solutions.


Être Sociable, partagez !

Est-ce que vous avez aimé cet article ?

Abonnez-vous à notre Flux RSS et ne vous perdez pas rien.

Autres articles sur
Par • 24 mars 2017
• Section : Études de cas, Affichage

jeu des trônes examen de slot http://gameofthronesslotgame.com/