Paraddax desarrolla un display holográfico a tamaño real, el Holoman 150, que se presenta como un potente expositor monocara en formato vertical de 70 pulgadas para exhibir en 3D objetos, animaciones e imágenes virtuales.

Paraddax Holoman 150

El dispositivo holográfico Holoman 150 es una versión a tamaño humano de los displays que Paraddax Lab lleva varios años introduciendo en España. Se trata de un aparato monocara transportable (desmontado) en formato vertical que puede representar una persona a tamaño casi real (1,5 m) u objetos virtuales a gran escala.

El Holoman 150 permite generar un gran impacto sin montar una instalación invasiva. Este aprovechamiento del espacio disponible, le confiere un excelente potencial comercial en lugares públicos, zonas de paso y entornos saturados de mensajes.

Paraddax Holoman 150Este dispositivo holográfico desarrollado por Paraddax se muestra como un potente expositor de objetos virtuales, productos y gráficos. Tanto el formato vertical como el gran tamaño de imagen representados en las 70 pulgadas de su pantalla lo hacen visible en una amplia zona del lugar público donde esté expuesto. El mensaje o la marca se aprovechan de forma directa de esta área de atracción magnética actuando sobre los espectadores.

Estas grandes dimensiones también pueden aprovecharse para mostrar, en detalle o incluso despiezar en 3D a escala 1:1, un objeto de gran tamaño que no cabe en las vitrinas holográficas habituales. De la misma forma, es posible exponer un producto de tamaño poco visible en un entorno abierto (relojes, joyería, cosméticos…), con una presencia volumétrica con no ofrecen los soportes 2D.

Paraddax Holoman 150Presencia virtual

Su amplia superficie visual útil (1550 x 872 mm) lo convierte en el sistema idóneo para la presencia virtual, con la ventaja de un efecto holográfico.

No presenta las limitaciones de otros sistemas de asistente virtual (postura inmóvil, silueta valida para una única persona etc.).

Con el Holoman 150, la azafata virtual puede alternarse con un azafato y las personas pueden dejar paso a objetos virtuales y animaciones 3D para que el mensaje sea más comprensible. La actitud más natural del actor en pantalla y el tamaño realista del interlocutor, facilitan la implicación del espectador y la transmisión del mensaje. Al no tener fondo, el contenido virtual se integra en el entorno real.
Al ser un dispositivo monocara, la creación de los contenidos se ve simplificada y responde a unas pocas reglas, permitiendo dar rienda suelta a la creatividad.

Al disponer de altavoces integrados y de salida de audio, la voz se une a la imagen del personaje y todos los contenidos pueden tener una banda sonora. Mas allá de un simple contenido grabado en memoria, se puede implementar sistemas de interactividad, touchscreen para selección de video e incluso hacer una presencia virtual en directo con la transmisión en tiempo real a través de la red.


هل أعجبك هذا المقال؟

الاشتراك في موقعنا تغذية ار اس اس وأنك لن تفوت أي شيء.

مقالات أخرى
بواسطة • 22 Apr, 2014
• القسم: سمعي، HIGHLIGHT، الإشارات الرقمية، عرض، إسقاط، الإعلان الديناميكي، الواقع المعزز، محاكاة

مقالات أخرى