La cadena de supermercados británica Tesco ha elaborado, conjuntamente con la empresa de tecnología Kishino, un catálogo en realidad aumentada a través del cual el consumidor podrá tener acceso a más de 40 productos en la tienda online de la empresa.

La realidad aumentada también puede ser una forma novedosa de hacer marketing utilizando las nuevas tecnologías. La idea es añadir información virtual a la información física, sobreimprimiendo datos informáticos al mundo real, al entorno en el que se encuentra el usuario. La cadena de supermercados Tesco ha establecido un nuevo concepto de Try&Buy, con el objetivo de optimizar el espacio de sus lineales de productos más grandes y mejorar la experiencia de compra, además de reducir el número de devoluciones.

Ante la cercanía de las fiestas navideñas, la empresa lleva a los hogares de los consumidores realidad aumentada en sus catálogos en línea, principalmente en las secciones de entretenimiento y electrónica, una forma de explotar la tecnología para establecer una interacción digital con el cliente. Con esta innovadora herramienta, los clientes tendrán la oportunidad de observar las características de productos en 3D, consultar información y la ficha técnica, lo que les permitirá apreciar mejor sus características e imaginar cómo lucirían en sus casas.

Tesco ha lanzado esta nueva aplicación de marketing digital junto con la empresa de tecnología Kishino. Para disfrutarla, los usuarios sólo necesitan tener webcam y descargar el programa para activar la experiencia de realidad aumentada. Los consumidores pueden almacenar imágenes del catálogo en la webcam de su ordenador para ver una versión en 3D del producto, sostenerlo de forma virtual como si lo tuviera en la mano y apreciar su tamaño real.

http://www.youtube.com/watch?v=S5QDRoxuHtk


Te gustó este artículo?

Suscríbete a nuestro RSS feed y no te perderás nada.

Otros artículos sobre ,
Por • 18 Nov, 2011
• Sección: Casos de estudio, DESTACADO Caso Estudio, Realidad Aumentada, Suplementos